Recorridos por la Ciudad de México 3

La Ciudad de México y sus Lomas

La Ciudad de México se ha caracterizado por ser una de las ciudades más pobladas del continente, plural y contrastante. El crecimiento urbano de la capital del país ha sido una constante desde su fundación. 

“Mis primeros recuerdos tienen que ver con la Revolución y éstos influyeron el resto de mi vida. Comprendí que no había un México sino muchos Méxicos.”

Fernando Benítez

Las zonas residenciales y populares se fueron delimitando con el paso del tiempo. 

Como sucede en el resto del mundo existen barrios, colonias y zonas, cuyas características están vinculadas a distintos referentes culturales. 

El recorrido

Hace unas de semanas con la idea de explorar las rutas propuestas por Gallery Weekend, recorrimos algunas de las galerías que se encuentran en las Lomas de Chapultepec.

La idea de reconocer un sitio con un fin distinto al común siempre es interesante. 

La primera parada fue en la Galería Nina Menocal, un espacio dedicado al arte contemporáneo latinoamericano, dirigida y fundada por Nina Menocal desde 1990.

La ruta del navegador nos llevó por la parte trasera, una camino de árboles que se toma por Constituyentes, entre el verdor seco y las indicaciones nos quedamos conversando sobre la ruta habitual y eso que socioculturalmente llamamos Lomas.

Las Lomas como generalmente se le conoce, es una colonia que se extiende más allá del Paseo de  la Reforma.

Después del Museo de Nacional de Antropología, el Auditorio Nacional y Campo Marte está la Fuente de Petróleos, construida en 1952 para conmemorar la expropiación petrolera.

Este monumento se ha convertido en un referente visual para todos los que se desplazan hacia una de las zonas residenciales más emblemáticas.

Su historia

Desde su origen en 1921, las Lomas de Chapultepec fue concebida como un conjunto de lotes exclusivos, con el fin de albergar familias acaudaladas que buscaban la tranquilidad ante una ciudad cada vez más poblada.

La idea de generar un nuevo espacio habitable con áreas verdes, cuya planeación y diseño urbano fueran innovadores. Motivo por el que un grupo de empresarios mexicanos y extranjeros (estadounidenses en su mayoría), a fundaron el 28 de septiembre de 1921 la  Chapultepec Heigths Company, una compañía inmobiliaria que se encargaría de la compra de los predios, el diseño y la traza del fraccionamiento.

El proyecto arquitectónico estuvo a cargo de José Luis Cuevas Pietrasanta, quien también fue responsable de creación de la Colonia Condesa.

La idea de incluir parques, calles arboladas, aceras anchas y tránsito libre que conjugara la vida del campo y la ciudad, tienen fundamento en el concepto de la Garden City, creado por el urbanista británico Ebenezer Howard.    

El proyecto ofrecía una nueva forma de vida, en la cual las áreas verdes eran una prioridad. La idea de un complejo autosuficiente en la Ciudad de México con acceso a todos los servicios públicos, educativos y de recreación no tardó en animar a los compradores. El bosque era su jardín. 

Cada propietario podía elegir el diseño de su casa, pero, era necesaria contar la aprobación de la compañía, ya que se buscaba la armonía en el diseño, la exclusividad y elegancia.

Las casas tendrían una altura delimitada, las bardas estaban prohibidas, estas serían sustituidas por setos arbolados, dentro de los estilos arquitectónicos de las casas predominaron; el californiano, la villa italiana, el chateaux francés y el colonial. Resaltaban por sus espacios al aire libre, luminosidad y vista hacia el Castillo de Chapultepec y el Valle de México.

La idea de vivir alejados del bullicio, rodeados de aire fresco y árboles se convirtió en símbolo de lujo.

Poco a poco, los antiguos predios de Pila Vieja, Barrilaco y la Nopalera se fueron transformando.

Se creó la Avenida de la Exposición (Prolongación  Paseo de la Reforma), cuyo camellón permitía el tránsito de jinetes, las calles de Montes Urales, Monte Pelvoux y Monte Elbruz fueron de las primeras  en establecerse, puesto que permitían delimitar la zona. 

El mayor cambio en la nomenclatura se dio  durante el mandato de Plutarco Elías Calles en 1924, cuando pasó de ser Chapultepec Heights a Lomas de Chapultepec.

Imperdibles

Ciertamente, muchas de las calles que constituyen a las Lomas de Chapultepec han sido preservadas desde antaño. Los cambios en las avenidas principales responden al crecimiento urbano posterior, sin embargo, los colonos han hecho todo lo posible por mantener la traza original.

Hoy en día las Lomas de Chapultepec aparecen en el imaginario citadino como una zona fresa, donde las grandes casas conviven con condominios de lujo y edificios corporativos. 

Ahí entre pastelerías, cafeterías e iglesias, también se encuentra el Instituto Nacional de Perinatología, uno de los mejores en Latinoamérica, cuya finalidad es atender a las mujeres gestantes y neonatos.

Este mismo escenario plural, es sede de diversos estudios de diseño, galerías de arte y casas de grandes coleccionistas.

Si andas por el rumbo con tiempo, te recomendamos unos scones a La Lorena o por un pastel de cajeta de La Casita, un deleite para quienes gusten de los postres.

En Dossier estamos convencidos de que los lugares se conocen andando,  observado y comiendo, así que por favor, si nos lees comparte y compártenos tus recomendaciones  artísticas, gastronómicas (aplica cualquier tipo) y geográficas puesto que todas  nos importan.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.